sábado, 3 de julio de 2010

Quizá


"Quizá", contestó el granjero. A la mañana siguiente, el caballo regresó, trayendo otros tres caballos salvajes con él. "Qué maravilloso", exclamaron los vecinos.

"Quizá", contestó el viejo. Al día siguiente, su hijo intentó montar uno de los caballos indomados, fue echado por tierra, y se rompió la pierna. Los vecinos vinieron otra vez a ofrecer sus condolencias en su infortunio.

"Quizá", contestó el granjero. Al día después, funcionarios militares vinieron a la aldea a reclutar hombres jóvenes en el ejército. Viendo que la pierna del hijo estaba rota, lo pasaron por alto. Los vecinos felicitaron a granjero por cuan bien las cosas se le habían dado vuelta.

Jaume Guinot
Gabinete de Psicologia - Colegiado 17674
Web:
http://www.psicologiagranollers.es/
http://www.psicologiacerdanyola.es/
Blog:
http://psicologiagranollers.blogger.com/

No hay comentarios:

Publicar un comentario